"Cepal: Brecha digital de género limita desarrollo de América Latina y el Caribe"

15/10/2013 - AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE 

La tasa de uso de internet de las mujeres es en promedio 8,5% menor a la de los hombres en 10 países con información disponible incluidos en el documento Mujeres en la economía digital.

La brecha digital que todavía existe en la región entre hombre y mujeres limita tanto el desarrollo personal y laboral de la población femenina como el crecimiento con igualdad de los países de la región, revela un nuevo estudio presentado hoy por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL). 


La tasa de uso de internet de las mujeres es en promedio 8,5% menor a la de los hombres en 10 países con información disponible incluidos en el documento Mujeres en la economía digital: superar el umbral de la desigualdad, cuyas conclusiones nutrirán el trabajo de la XII Conferencia Regional sobre la Mujer de América Latina y el Caribe, que se inaugura hoy en Santo Domingo, República Dominicana, y concluye el viernes 18 de octubre. 

Según el documento, la economía digital incluye la infraestructura de telecomunicaciones -particularmente las redes de banda ancha-, las industrias de las tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC) -hardware, software y aplicaciones- y el grado de alfabetización digital de los usuarios. 

El estudio indica que en todos los países aumentó en los últimos años la proporción de hombres y mujeres que declaran usar internet desde cualquier punto de acceso, pero solo en Brasil, México y Uruguay la brecha entre ambos sexos se redujo. En el resto se amplió. 

En el caso de Chile, la diferencia entre mujeres y hombres es de casi 5% en Chile (39,3% contra 44%). La Cepal informa que el país cuenta con una de las mayores tasas de uso de esta tecnología. En Perú, en tanto, 26% de las mujeres y 34,1% de los hombres dicen ser usuarios. 

Esta brecha digital de género es más frecuente en áreas urbanas que rurales y afecta principalmente a las mujeres de mayor edad de todos los niveles educativos. 

La prevalencia de uso de internet aumenta a medida que asciende el nivel de ingresos de los hogares, pero la brecha de género es menor en aquellos grupos donde la tecnología es menos accesible. En Uruguay, el país menos desigual en este ámbito, 34,5% de las mujeres del primer quintil declaran usar internet contra 63% del quinto quintil. 

La desigualdad solo se revierte en el caso de las mujeres asalariadas, que muestran tasas de uso de internet superiores a las de los hombres. Este último dato indicaría que contar con habilidades para el uso de las TIC puede ser una herramienta poderosa para la inserción laboral de muchas mujeres. 

Casi la mitad de las mujeres de la región (que representan 50,9% de la población, más de 300 millones de personas) no tienen ningún vínculo con el mercado laboral: la tasa de actividad económica femenina asciende a 49,8% (la masculina llega a 78,7%) y una de cada 10 mujeres está empleada al servicio doméstico, una de las labores peor remuneradas y con menor protección social. 

Garantizar la autonomía económica de las mujeres, aumentando su participación en el mercado laboral y reconociendo el trabajo no remunerado que ellas realizan mayoritariamente, es uno de los principales desafíos de los países de la región, plantea la CEPAL. Y como en la economía digital se reproducen desigualdades de género presentes en el resto de la sociedad, urgen políticas que prevengan la segregación laboral, eviten las brechas salariales y promuevan una justa división sexual del trabajo. 

La segregación laboral (horizontal y vertical), dice el organismo, es patente en el mundo de la ciencia, pese a que en los últimos años ha aumentado el número de mujeres en esta área. 

La primera segregación se refiere al hecho de que las mujeres se concentran en disciplinas relacionadas con las ciencias de la salud, sociales, humanísticas y naturales, dejando en último lugar a las ciencias exactas e ingenierías, donde predominan los hombres. Otra expresión de la segregación horizontal de género es la representación sumamente escasa de mujeres en la investigación industrial. 

La segregación vertical, por su parte, significa que las investigadoras de la región tienen muy pocas posibilidades de llegar a los niveles más altos del escalafón laboral y acceder a puestos de poder o de alta jerarquía. “Uno de los grandes problemas para el desarrollo profesional de las mujeres es el conflicto de roles que experimentan al tener que atender, simultáneamente, las demandas familiares y profesionales”, explica el documento. 

La Comisión destaca, además, la falta de participación de las mujeres en la producción de contenidos digitales, lo que genera un alto grado de sexismo. En la industria de los videojuegos, por ejemplo, es recurrente la representación de mujeres como objetivos pasivos y sexuales y de hombres como sujetos activos y violentos. 

Según el estudio, la mayoría de los países de América Latina y el Caribe tienen hoy estrategias digitales nacionales, que han permitido avances importantes en el acceso de toda la población a las TIC. Pero la mayor parte de ellas no incluye acciones específicas para promover la igualdad de género, aunque se destacan las experiencias de Ecuador, México y República Dominicana. 

Fuente: La Segunda Online

Para mayor información: 
http://www.lasegunda.com/Noticias/Economia/2013/10/885733/Cepal-Brecha-digital-de-genero-limita-desarrollo-de-America-Latina-y-el-Caribe 


 

10 de diciembre día de la  trabajadora domestica. Nada que celebrar

10/12/2013 - NICARAGUA 

 

Los 10 de diciembre, no tienen nada que celebrar. Mientras los empleadores sigan violentando sus derechos a un salario acorde a su jornada laboral (labores que realice), no cubra ni la canasta básica, inexistencia de un contrato laboral escrito.


En Nicaragua, el trabajo domestico no se considera un trabajo, está dentro de los altos índice del sector informal, mal remunerado. Los antecedentes del trabajo domestico está vinculado a la esclavitud, el colonialismo y otras formas de servidumbre al día de hoy no ha cambiado el trato de los empleadores a las trabajadoras domestica. 

Actualmente, el estatus legal sobre el trabajo domestico se encuentra estipulado mediante la Ley para el Trabajador Domestico, se aprobó en 1977, que manda incluirlo en la Seguridad Social, obliga al empleador afiliarlo al INSS. En 1982, la ley de seguridad social, en su artículo 5, obliga asegurar a las empleadas domesticas, en los primeros años de los 90, no había ni una empleada domestica afiliada al INSS. El código del trabajo de 1945 incorporo un titulo del trabajo domestico establece las obligaciones al empleador de pagar los subsidios por maternidad, enfermedad común y las derivadas por prestar los servicios en el hogar, este Código fue derogado en 1996. En Nicaragua no hay registro sobre la cantidad de mujeres desempeñan la labor de trabajadora domesticas. En 1993, se declara el día del trabajador domestico, Ley, No. 159, aprobado el 13 de Mayo de 1993, en su artículo dos establece las trabajadora domestica dispondrá del 10 de diciembre para descanso, ese día se paga con goce de salarios. 

En 1996, entro en vigencia el actual código del trabajo , Ley No- 185, código del trabajo, en el titulo VIII, Capitulo I, De los servicios domésticos, reformado por la ley No. 666, LEY DE REFORMAS Y ADICIONES AL CAPÍTULO I DEL TÍTULO VIII DEL CÓDIGO DEL TRABAJO DE LA REPÚBLICA DE NICARAGUA LEY No. 666. 
Aprobada el 02 de Julio de 2008
Publicada en La Gaceta N° 181 del 22 de Septiembre de 2008 reforma establece una jornada laboral exclusiva para las trabajadora adolescentes de seis horas, , un trato especial para el trabajo domestico, pago de sus prestaciones tomando en cuenta adicionalmente los alimentos y habitación que se den, con un valor equivalente al cincuenta por ciento del salario perciba en dinero, derecho a descanso de 12 horas continuas, en caso de menores de edad autorización de sus padres, intervención de la inspectoria del trabajo, el Ministerio de la Familia , Adolescencia y Niñez realizar periódicamente inspecciones, plazo de pagos, obligación del empleador facilitar a la trabajadora continúe sus estudios, afiliarlo al seguro social . 

Los 10 de diciembre, no tienen nada que celebrar. Mientras los empleadores sigan violentando sus derechos a un salario acorde a su jornada laboral (labores que realice), no cubra ni la canasta básica, inexistencia de un contrato laboral escrito, no la afilian al instituto de seguridad social obtengan todos las prestaciones económicas y sociales que proporciona el INSS (pensión, salud, subsidio en enfermedad, maternidad, atención medica) derechos a descanso, pago de hora extra, vacaciones, indemnización. 

El estudio de trabajo domestico elaborado por la fundación friederich Evert, denominado : “ De “criadas” y “ sirvientas” a mujeres trabajadoras con derechos, en Nicaragua hay unas 100,000 trabajadoras domesticas, y de ellas solo el 1,3 por ciento están incorporadas en el seguro social, lo que significa que solo 2,000 tienen un trabajo digno. Al no estar incorporada al seguro social no tienen derechos a las prestaciones sociales, económica brinda el INSS. 

Este sector se encuentra en los mayores índice de pobreza en América Latina, según el estudio “Trabajo doméstico remunerado en América Latina”, elaborado por María Elena Valenzuela, determina incide de pobreza de las trabajadora domestica en área urbana y rural. Nicaragua, área urbana alcanza el 74.2% incidencia de la pobreza en el trabajo domestico, por encima de Venezuela 53.3% y 49.3% de República Dominicana, área rural, el 57.1%, superado por Honduras, alcanza el 72.8%.

La lucha es ardua por parte las asociaciones trabajan sobre los derechos de las trabajadora domestica. El Ministerio del Trabajo y el Instituto de Seguridad social, deben tomar medidas beligerante, persuasiva hacia el empleador, realizar actividades de concientización, se fomente la justicia laboral, equitativa de afiliar a las trabajadoras al INSS, paguen el salario mínimo, hagan firmar un contrato escrito. 

Fuente: Confidencial

Para mayor información: 
http://www.confidencial.com.ni/articulo/15230/nada-que-celebrar



 

“Detenida por forzar renuncia de empleada”

03/09/13 - Argentina 

 

La mujer, del barrio cerrado La Reserva, está imputada de extorsión y privación ilegítima de libertad, agravada por violencia. Habría obligado a la trabajadora doméstica a enviar la carta documento bajo amenaza de no devolverle el DNI.

Por una decisión fiscal sin precedentes, una mujer está detenida e imputada por dos delitos graves tras, presuntamente, forzar a su empleada doméstica a firmar una carta documento de renuncia laboral. 

La imputada, Teresa Beatriz Nourikhan, fue detenida el jueves pasado. El viernes fue trasladada a su hogar, en el barrio privado La Reserva, para cumplir la detención de manera domiciliaria, beneficio previsto por ley que se otorga a personas que tienen a cargo hijos menores de 5 años. 

Según consta en la causa, la imputada primero acusó a la trabajadora de haberle sustraído en noviembre del año pasado la suma de 300 pesos. Ante esta situación, Nourikhan habría obligado a la empleada a desnudarse al frente de sus hijos, aseguró el abogado de la empleada, Gustavo Núñez. Sin embargo, el dinero estaba en un cajón de la casa, manifestó el letrado. 

Tras el incidente, “la empleadora obligó a la fuerza a la trabajadora a subir al auto de la familia, la llevó a la sucursal de Correo Argentino de la avenida Rafael Núñez, y la obligó a que envíe una carta documento bajo la amenaza de que, si no lo hacía, no le iba a devolver el documento nacional de identidad (DNI)”, manifestaron fuentes de la Fiscalía. 

La amenaza sobre el DNI no es casual: la trabajadora, que habría cumplido el régimen de cama adentro, es ciudadana peruana. Los inmigrantes suelen temer por su documentación por miedo a no poder conseguir otro trabajo. 

Finalmente, la trabajadora (la identidad se preserva por su resguardo), de unos 30 años de edad, envió la carta documento con la supuesta renuncia. 

La trabajadora “pasó un muy mal momento, tenía mucho miedo, se volvió un tiempo a Perú, estaba muy mal”, comentó Núñez. Además, habría recibido insultos como “muerta de hambre” y “negra de mierda”, aseguró Nélida Sosa, secretaria general del Sindicato del Personal de Casas de Familia de Córdoba (Sinpecaf). 

Penas
La detención se dictó por la gravedad de los delitos que se le imputan. La extorsión de documentos la ejecuta quien con intimidación o violencia obliga a otro a suscribir documentos de obligación o de crédito. Tiene una pena de cinco a 10 años. En tanto, la privación ilegítima de libertad agravada por violencia lleva una pena de dos a seis años de prisión. 

Estos dos delitos en concurso real llevan como mínimo una pena de prisión de cinco años y como máximo de 16 años. 

Un día después de la detención, los abogados de la imputada presentaron un escrito en el que consta que la misma tiene tres hijos menores de edad y que, como está separada, están a su cargo. 

La Ley de Ejecución de la Pena Privativa de Libertad prevé el beneficio de la prisión domiciliaria en varios supuestos. Entre ellos, “a la madre de un niño menor de 5 años o de una persona con discapacidad, a su cargo”. 

Cómo sigue
La investigación la lleva la Fiscalía de Distrito III Turno 6, a cargo de Carlos Matheu, quien le tomaría indagación a Nourikhan mañana. La declaración del imputado detenido es un medio de defensa de este –en la que puede guardar silencio– que toma el fiscal que sospecha fundadamente de la participación de la persona en el delito. 

Luego de la indagación, el fiscal decidirá si dicta la prisión preventiva en el término de 10 días. 

Nueva ley
Vale recordar que en Argentina tiene plena vigencia el nuevo régimen para el personal de casas particulares (ley 26.844), por el que se deben registrar todas las empleadas, incluso la que trabaja por horas una vez por semana (en el régimen anterior no era necesario). 

Entre las innovaciones de la reciente ley, está el monto de la indemnización en caso de despido sin causa. El empleador deberá pagarle a la empleada lo mismo que a un trabajador en relación de dependencia, es decir, un mes por cada año trabajado. La indemnización será más onerosa si la trabajadora no estaba registrada (el doble) o si fue dada de baja porque fue madre o porque se casó. Además, aumentaron los días de va¬caciones (entre 14 y 35 días, según la ¬antigüedad). Se reconocen tres meses de licencia por maternidad, derecho que la trabajadora no tenía (lo paga Anses). Y el empleador deberá contratar un seguro para cubrir riesgos laborales. 

En detalle
Cantidad. Se calcula que en el país hay alrededor de 1,1 millón de empleados en casas de familia; el 95 por ciento son mujeres. Registro. A partir de la nueva ley, se deben anotar todas las relaciones laborales, aún las de una hora a la semana. El plazo para inscribirlas se venció en junio pasado. 

Trámite. Para inscribir la relación en www.afip.gov.ar o al 0800-222-2526. El trámite lo tiene que hacer el empleador, con su clave fiscal (si no tiene, ingresar a la web). 

Más información: 
http://www.lavoz.com.ar/ciudadanos/detenida-por-forzar-renuncia-de-empleada


 

Diputados aprueban normas mínimas para labor de trabajadoras domésticas

09/09/2013 - Costa Rica 

 

San José. La Asamblea Legislativa aprobó en primer debate el convenio de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), para crear normas mínimas de trabajo decente para las trabajadoras y trabajadores domésticos.

Según Pilar Porras, diputada del Partido Liberación Nacional (PLN) que impulsó el plan, este vendrá a beneficiar a 122.400 mujeres y 13.112 hombres que se dedican a labores domésticas. 

“Al ratificar este convenio, Costa Rica asume un compromiso formal de aplicar todas las normas contenidas en él. De igual forma, se establece que el país debe informar a la OIT sobre las medidas que adoptemos en esta materia”, sostuvo Porras. 

El legislador José María Villalta, del Partido Frente Amplio, agregó que entre las medidas que establece el convenio aprobado está la protección contra todas las formas de abuso, acoso y violencia contra estos trabajadores. 

“Es destacable que quede prohibido el pago en especie a estos empleados, que hoy sufren abusos como rebajos de sus salarios. No se debe descartar el impulso a una reforma al Código de Trabajo para incluir las nuevas normas, que son básicas”, afirmó Villalta. 

Otros de los contenidos incluidos en el plan son la libertad para decidir si vive o no en el hogar donde labora y un acceso más rápido a los mecanismos de denuncia por abusos sufridos en el trabajo. 

Fuente: La Nación

Para mayor información: 
http://www.nacion.com/nacional/politica/Asamblea_Legislativa-OIT-trabajadoras_domesticas_0_1365063723.html